Tendencias para tu nueva casa: El estilo nórdico

23/04/2019

 

El espacio en el que habitamos es un fiel reflejo de nuestra personalidad. Desvela nuestros sentimientos, la manera en que entendemos la vida y no deja de ser “una velada declaración de intenciones”.

Ya se trate de una foto, una silla o una alfombra, todo lo que te rodea tiene un porqué.

Así que hoy hablaremos un poco del estilo nórdico.

 

Estilo nórdico

Surgido en la década de 1950 en los países escandinavos, es un estilo de decoración que está fuertemente influenciado por las duras condiciones climáticas a las que están expuestos en estas latitudes.

Debido al frío y a la necesidad de pasar tanto tiempo en el interior de las casas, este tipo de decoración busca ante todo:

  • Crear espacios lo más confortables posibles.
  • Potenciar al máximo la poca luz natural disponible.

Para conseguir estas dos metas, la decoración escandinava se sirve de estos elementos para decorar sus interiores:

El blanco y los colores neutros

El color blanco es empleado en paredes, techos y suelos con el fin de reflejar la luz natural y aportar la luminosidad de la que carecen los paises escandinavos. Recuerda que en invierno, solo disponen de siete horas de luz al día.

En esta casa, que pertenece a la estilista y decoradora de interiores Jenny Hjalmarsson Boldsen, el blanco es el protagonista indiscutible.

Otra ventaja añadida, es que el color blanco contribuye a crear espacios más diafanos y amplios.

Cálidos textiles para decorar

Cálidos tejidos como las pieles, la lana y el lino, son amplimente utilizados en los hogares nórdicos para aportar calidez y confort. ¡Todo muy rollo cozy!

Por ejemplo, en esta hermosa casa situada en Gothenburg, Suecia, y que pertenece a Christian y Björn, los fundadores de la tienda de interiorismo Artillert, se han servido del lino, la lana y una preciosa alfombra Beni Ouarain marroquí, para añadir capas de confortables y cálidas texturas.

La madera en los interiores escandinavos

Junto con el color blanco, y debido a la facilidad para encontrarla en sus extensos bosques, la madera es una de las protagonistas indiscutibles en los interiores escandinavos.

Además de ser un material autóctono y que se encuentra en abundancia, la madera es un exclente aislante térmico, por lo que aporta calidez y permite ahorrar mucho en calefacción.

 

Si no se pinta de blanco, el color de la madera suele ser de tonalidades claras, que es el color que proporcionan los arboles de los países escandinavos; como el pino, el roble, el arce y la haya.

La funcionalidad en los muebles de estilo nórdico

Los muebles nórdicos se caracterizan por la sencillez de sus formas y sobre todo, por su funcionalidad.

Los nórdicos, al ser un pueblo tan práctico, crean muebles con mucha capacidad de almacenamiento. Esto se puede apreciar muy bien en las clásicas cabañas de madera escandinavas, que debido a su reducido tamaño, se ven obligados a optimizar al máximo el poco espacio disponible.

Fuera desorden y amplitud de espacios

Al pasar tanto tiempo en casa, es fundamental mantener los espacios bien ordenados y que sean visualmente relajantes.

Esto es muy evidente en las cocinas nórdicas, un claro ejemplo de forma y funcionalidad.

También se procura aprovechar el espacio de la mejor manera posible, y siempre que se puede, se eliminan todas las paredes que no sean estrictamente necesarias, y así, también se gana en luminosidad.

Fuente :habitissimo

About the Author

Deja una respuesta

18 − dos =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies